Cirujanos de Alemania implantan el primer mini corazón artificial del mundo
La operación tuvo lugar a finales de julio y la enferma, una señora de 50 años que sufría insuficiencia cardiaca, se halla totalmente recuperada. “Superó con éxito la operación, de 3 horas y media, hoy queremos aguardar a ver cómo reacciona el cuerpo”, apuntó Arjang Ruhparwar, el médico y jefe del departamento.

El aparato, de tamaño mínimo, fue implantado en el pericardio. Los pasados corazones artificiales pesaban más de un kilo, señaló Ruhparwar. De acuerdo con el doctor, comprende en “perseguir la misma tendencia que con los móviles, cuanto más chico y ligero sea el artefacto, mejor”.

Es el corazón artificial más pequeño que ha habido, por ahora, y capaz de hacer cada una las funciones que realiza el ventrículo izquierdo, y que opera de forma simple y eficaz. También, ha señalado, funciona en tanto sigue el ritmo sanguíneo de modo exacto, cosa que los aparatos antiguos tampoco podían efectuar del todo.

Por lo visto, este mini corazón es de la quinta generación de los designados “DeBakey”, denominación que abarca a toda una serie de aparatos que han desarrollado en la década de los 90 el experto en cardiología Michael DeBakey y la propia NASA. Tal y como han explicado los facultativos del hospital, el mini corazón permite a las personas llevar una vida a la vez normal.

La sola cosa que los investigadores no lograron resolver es que la fuente de alimentación que usa el aparato está todavía en el exterior del cuerpo. Al lado derecho, un pequeño cable lo envuelve haciendo las veces de batería, así como si de un cinturón se tratara, lo mismo que pasa con las fundas de los teléfonos móviles.

Fuente: Noticias de Ciencia y Tecnología LEGOX