Un corazón artificial para reemplazar permanentemente a los que fallan

Un corazón artificial para reemplazar permanentemente a los que fallan

Desde hace algunas décadas se trabaja para lograr un corazón artificial que pueda implantarse de manera permanente, con ello se proporcionaría otra oportunidad de vida a todos aquellos que mueren por insuficiencia cardíaca ó a la espera de ser trasplantados.

Construir uno que imita un corazón real durante un largo período de tiempo sin romperse o causar infecciones o coágulos de sangre es extremadamente difícil. Sin embargo continúan los intentos y parece que están más cerca de lograrlo.

Según publica la revista del MIT, Sanjiv Kaul y su equipo de la Universidad de Ciencias y Salud de Oregón están desarrollando un corazón artificial con un diseño extremadamente simple: contiene una única pieza móvil sin válvulas. Creen que podría ser el primer dispositivo para el resto de la vida de una persona.

La revista se hace eco de  un artículo, publicado por la propia OHSU el pasado 8 de marzo, bajo el título “Tener un corazón (artificial)

Originalmente diseñado por Richard Wampler, el corazón artificial de OHSU crea un flujo sanguíneo que imita un pulso natural. Reemplaza las dos cámaras inferiores del corazón humano, los ventrículos, con un tubo de titanio que contiene una varilla hueca que se mueve hacia adelante y hacia atrás. Este movimiento hacia adelante y hacia atrás empuja la sangre a los pulmones para que pueda extraer oxígeno y luego mover la sangre oxigenada por el resto del cuerpo.

Según las publicaciones mencionadas, Kaul y su equipo probaron un prototipo de su corazón artificial en vacas y no notaron ningún problema o efecto secundario. Así que, planean probar una versión más pequeña, lo suficientemente pequeña como para caber en niños de hasta 10 años, en ovejas durante aproximadamente tres meses tras lo cual, si a las ovejas les va bien, OHSU planea solicitar permiso federal para ejecutar pruebas clínicas del dispositivo en personas.

 

 

Deje un Comentario