Un nivel más alto de azúcar en sangre al principio del embarazo aumenta el riesgo de defectos del corazón del bebé

Un nivel más alto de azúcar en sangre al principio del embarazo aumenta el riesgo de defectos del corazón del bebé

Este trabajo, cuyos resultados se publican en la revista ‘The Journal of Pediatrics‘, es el primero en analizar el impacto de los niveles de azúcar en sangre durante la primera etapa de la gestación, en la que se está formando el corazón del feto.

Desde hace tiempo se sabe que las mujeres con diabetes tienen más riesgo de dar a luz a bebés con problemas cardiovasculares, pero algunos estudios también han apuntado a esta relación en madres no diabéticas, pero cuando los niveles de glucosa son elevados en una fase más avanzada de la gestación.

De hecho, ha reconocido el autor principal del estudio, James Priest, “la mayoría de las mujeres que tienen un hijo con cardiopatía congénita no son diabéticas”.

El problema, según ha señalado, es que actualmente las embarazadas se someten a una prueba oral de tolerancia a la glucosa para determinar si tienen diabetes gestacional, pero esta prueba se realiza mucho después de que se haya formado el corazón del feto.

Durante su estudio, Priest y su equipo analizaron los registros médicos de 19.107 parejas de madres y sus bebés nacidos entre 2009 y 2015, para evaluar toda la atención durante el embarazo, incluidos los análisis de sangre y cualquier diagnóstico cardíaco realizado antes o después del parto.

Los resultados mostraron que el riesgo de dar a luz a un niño con un defecto cardíaco congénito se elevó en un 8 por ciento por cada aumento de 10 miligramos por decilitro en los niveles de glucosa en sangre en el primer trimestre del embarazo.

Fuentes:
Stanford Medicine
The Journal of Pediatrics

2018-01-05T09:51:05+00:005 enero 2018|0 Comentarios

Deje un Comentario